jueves, 4 de agosto de 2016

Reseña: Ready Player One.

¡Buenas!
Después de una semana en parón por motivos de tiempo, me ha sido imposible subir entrada, estoy aquí para traeros una nueva reseña.



Título: Ready Player One.
Autor: Ernest Cline.
Editorial: Ediciones B
Páginas: 464 páginas.
Precio: 18 €






Para poneros en antecedentes, primero os hablaré un poco de la trama y/o argumento del libro.

Corre el año 2044 cuando el mundo permanece en una situación escandalosamente mala. Entre todos los habitantes de una explanada de caravanas, se esconde Wade, un joven estudiante que sobrevive como puede. Como todos las personas, juego a una realidad virtual llamada Oasis que permite hacer de todo a todos.
El creador de esta plataforma, un multimillonario apasionado de los ochenta, muere repentinamente. En un vídeo, este hombre da una serie de instrucciones para conseguir tres llaves de distintos materiales que lleven a ganar su fortuna.
Todo el planeta se pone en marcha para buscar las llaves y poder salir de la situación que viven. Entre ellos se incluye Wade, que no parará día y noche para continuar trabajando en lo que puede cambiar su vida. Pero para enfrentarse a su vida en el juego, Wade tendrá que salir al mundo real.

Ahora vamos con mi opinión sobre algunos aspectos de la novela:

Para los amantes de los videojuegos, las consolas, y el mundo de los ochenta, este es el libro. En él aparecen muchos guiños a famosos juegos de toda la vida y de la infancia de algunos que seguro conocéis. Con un ritmo lento en algunos lugares debido a sus largos párrafos de narración, la lectura puede costar al principio.
A lo largo de la novela, la trama mejora bastante con curiosidades sobre juegos, sobre ordenadores y demás. A partir de la mitad del libro, no te podrás separar de él porque tendrás muchas ganas de saber quién consigue la fortuna.
El punto fuerte de la novela es la ambientación, la facilidad para crear un mundo completo dentro de un juego y fuera de él. La precaria situación que viven los habitantes del mundo en la vida real, consigue que empatices con todos de alguna manera.
Eso sí, después de todo, sus casi 470 páginas merecen la pena para comprender una historia compleja llena de matices a los que debes estar atentas.
Los personajes en sí, con sus personalidades complejas y algunos clichés como el gamer asiático, te meten en la historia por completo, te absorben. Un protagonista cargado de sentimientos y de problemas reales que se podrían sufrir en la actualidad y en un futuro.

Mi nota es un 3 y medio sobre cinco por su ritmo, sobretodo.



¡Hasta aquí hemos llegado!
Espero que os haya gustado la reseña y que os animéis a leer el libro para poder comentarlo.
¡Nos leemos en la próxima mayúscula!

No hay comentarios:

Publicar un comentario